Las novedades en las reglas de los Oscars 2013

Cada año, después de la temporada de premios, queda un ambiente de descontento con algunas de las categorías de los premios de la Academia. Sea por la forma en la que eligen sus nominados, por la forma en la que deciden los ganadores, por la estructura misma de las ramas de la Academia (cada rama se encarga de una categoría, a grandes rasgos), por la omisión de ciertas favoritas o la inclusión de películas que nada tenían que hacer cerca a un Oscar, hay ciertas categorías que suelen estar bajo fuego. Por eso, la Academia tiene la labor, durante el resto del año, de hacer ajustes de modo que premien en realidad lo mejor de cada año, manteniendo su integridad y respondiendo a las quejas y necesidades de la industria, los críticos y las audiencias.

Ver también: Los problemas del Oscar a la Mejor Película Extranjera

Algunas categorías, como Mejor Película Extranjera o Mejor Canción Original, han cambiado sus reglas constantemente durante los últimos años sin poder llegar a un punto que satisfaga a todos. Otros abogan por la creación de nuevas categorías, como una que reconozca a los dobles o al trabajo de casting. Y otros piden que se eliminen categorías como Mejor Canción Original, que en su historia ha tenido una gran relevancia pero que últimamente han decaído en la percepción popular. Este año ya fueron anunciados los ajustes que se harán en varias de las categorías y a nivel general, unos más significativos que otros. En fílmicas los presentamos:

Voto electrónico

A partir de 2013, la Academia responderá a un requerimiento que se le viene haciendo desde hace años: que los miembros pueden votar tanto por las nominadas como por las ganadoras desde sus computadores. El reto principal del sistema electrónico de votación es evitar las acciones de hackers y que el proceso sea completamente transparente, y por eso la Academia ha dedicado todo este año para desarrollarlo. El sistema sería además un primer paso para realizar la ceremonia de premiación más temprano, reduciendo el espacio entre el anuncio de las nominadas y las ganadoras, que para muchos se extiende más de lo necesario y hace que pierdan fuerza los Oscars, sobre todo cuando hay tantos premios en el medio (de la industria, de críticos, de periodistas) que hacen más fácil la tarea de predecir los ganadores. Igualmente, este cambio muestra un giro en la Academia hacia aceptar los cambios tecnológicos, algo que se evidencia en la voluntad que ciertas ramas (como la de documentalistas) han demostrado para poder subir los screeners (DVDs que se envían a los miembros de la Academia para que vean las películas en casa) en internet.

Mejor Documental

Los primeros cambios en el reglamento en ser anunciados, y quizás los más importantes, son los que tienen que ver con la categoría de Mejor Documental. En los últimos años, esta categoría se ha convertido en una de las más controversiales de los Oscars y gran parte de las críticas se centraban en que el sistema de votación utilizado no era el más adecuado.

Bajo el antiguo sistema, cualquier documental que fuera estrenado y presentado durante una semana en cualquier ciudad de Estados Unidos podía competir por el Oscar. Una vez finalizado el periodo de elegibilidad (el cual iba de octubre a septiembre), la rama de documentalistas de la Academia formaba grupos de voluntarios los cuales debían ver y calificar un máximo de 10 producciones por grupo. Los documentales eran calificados en una escala de 6 a 10 y aquellos que obtuvieran las mejores calificaciones pasaban a formar una lista de finalistas entre los cuales otro grupo de voluntarios de la rama de documentalistas elegía a los 5 nominados. En la última parte del proceso de elección, solo aquellos miembros de la rama de documentalistas que demostraran haber visto la totalidad de los cinco nominados en cine podían votar para elegir al ganador del Oscar.

Este sistema que funcionó por más de una década tenía su principal falla en el hecho que la rama de documentalistas es una de las más pequeñas de la Academia y, con solo aproximadamente 160 miembros, resultaba muy difícil la formación de los grupos de voluntarios para el proceso de votación, además que al limitar la elección solo a los miembros de esta rama, el eventual ganador terminaba siendo elegido por menos del 5% de los votantes de la Academia. Otro punto en contra de este sistema y que se hizo evidente en los últimos años es que al abrir la competencia a todas las producciones que fueran presentadas en cine durante una semana, se abrió la puerta a que productoras de televisión, especialmente HBO, consiguieran que sus documentales tuvieran su estreno cinematográfico el mínimo de tiempo necesario para participar en los Oscars y así beneficiarse de la publicidad gratuita antes de su estreno en televisión. Ese es el caso de uno de los documentales nominados en la pasada entrega de premios, “Paradise Lost 3: Purgatory”.

Gracias a una fuerte campaña montada por el director Michael Moore, quien representa a los documentalistas ante la junta de gobernadores de la Academia, este sistema de votación fue cambiado por uno que limita el número de producciones que pueden competir por el Oscar y amplía el número de votantes en esta categoría. El nuevo sistema de votación establece que solo podrán competir por el Oscar aquellos documentales que sean estrenados y presentados por una semana en Nueva York o Los Ángeles, además que deben ser reseñados por el New York Times o Los Angeles Times. Esto se hizo teniendo en cuenta que el New York Times tiene como política reseñar todas las producciones que se presenten durante una semana en Nueva York, y se incluyó además a Los Angeles Times para crear un balance entre ambas costas de Estados Unidos. Con este cambio se quiere evitar que los documentales que no hayan sido hechos exclusivamente para ser presentados en cine entren en la competencia.

Por otro lado, de ahora en adelante la lista de semifinalistas y los cinco documentales nominados serán elegidos por la totalidad de los miembros de la rama de documentalistas. Cada cuatrimestre todos los miembros de la rama recibirán screeners de los documentales que hayan cumplido los requisitos para participar y una vez terminado el periodo de elegibilidad (que ahora va de enero a diciembre) votarán por sus documentales favoritos de igual manera que se hace en otras categorías. El eventual ganador del Oscar será elegido por la totalidad de los miembros de la Academia, quienes recibirán screeners de los cinco documentales nominados, eliminando el requerimiento de ver todos los nominados en cine para poder votar. Con estos cambios se espera que tanto los 5 nominados como el documental ganador representen la elección de un grupo más grande de votantes y no solo de un pequeño porcentaje como venía ocurriendo.

En general, estos cambios han sido muy bien recibidos por los documentalistas y conocedores de los Oscar, quienes esperan que la carrera por el Oscar a Mejor Documental por fin pueda enfocarse en elegir lo mejor del año y no en las controversias que cada año venían surgiendo.

Mejor Canción Original

Cada año, las voces que pedían que se eliminara la categoría de Mejor Canción Original de los Oscars iban en aumento y es que, a pesar de que este premio se entrega desde los años 30s y de que tiene algunas de las canciones más importantes de la historia del cine entre sus ganadores, las controversias de los últimos años le han restado brillo. El sistema de votación que se tenía hasta el año anterior establecía que cada año los miembros de la rama musical de la Academia debían reunirse para ver videos de cada una de las canciones participantes en contexto: como originalmente fueron pensadas, en sus escenas respectivas. Cada canción es calificada en una escala de 6 a 10 y solo las canciones con una calificación promedio igual o superior a 8.25 podrán ser consideradas para una nominación. Si menos de 5 canciones lograban esta calificación, ese sería el número de nominadas; en caso de ser más, solo las 5 primeras recibirían la nominación. Muchos aseguran que este sistema de votación llevó a que canciones muy bien recibidas como “The Wrestler” de la película del mismo nombre hayan sido ignoradas por la Academia, además que cada año el numero de canciones nominadas era incierto, llevando a situaciones extremas en las que solo hubo tres o incluso dos canciones nominadas al Oscar como ocurrió en los últimos dos años, hecho que atrajo un gran número de críticas por parte de miembros de la industria musical y cinematográfica.

Conscientes de las críticas recibidas, los dirigentes de la Academia decidieron cambiar el sistema de votación de esta categoría para las próximas entregas de premios. En primer lugar, de ahora en adelante en los casos en que el comité directivo de la rama musical lo determine podrán haber cuatro personas nominadas por canción; hasta el momento este número se limitaba a un máximo de tres colaboradores, algo que evitó que Beyoncé recibiera una nominación en 2007 por la canción Listen de “Dreamgirls”. Por otro lado, se estableció que los miembros de la rama musical recibirán DVDs con las canciones que están en competencia por el Oscar y entre ellas deberán elegir sus cinco favoritas, eliminando de esta manera el proceso de calificación numérico. Las cinco canciones con mayores votos serán las nominadas al Oscar, estableciendo, al igual que ocurre en otras categorías, que el número de nominadas será de 5 y, tal como ya venía ocurriendo, la canción ganadora será determinada por los votos de la totalidad de los miembros de la Academia.

Mejor Cortometraje de Ficción y Mejor Cortometraje Animado

Los cambios en estas dos categorías son menores comparados con los de Mejor Documental y Mejor Canción Original, pero con ellos se busca ampliar el número de votantes que elegirán a los ganadores de estos dos premios. Hasta ahora, los cortometrajes que participaban en los Oscars eran vistos por un comité designado por la Academia, el cual consistía en algunos cuantos miembros de la rama de cortometrajes: estos comités puntuaban los cortos en una escala de 6 a 10, y aquellos con puntaje mayor a 7.5, pasaban a la siguiente ronda (eran preseleccionados). Estos cortos pasaban a ser proyectados a todos los miembros de la rama, quienes los puntuaban de nuevo de 6 a 10, y aquellos con puntaje mayor a 7.5 terminaban siendo los nominados: un máximo de cinco y un mínimo de tres. Tras las nominaciones, cualquier miembro de la Academia podía votar para elegir el ganador siempre y cuando demostrara haber visto todos los cortometrajes nominados en cada categoría en cine. Para esto, la Academia organizaba presentaciones especiales de todos los nominados en varias ciudades de Estados Unidos a las cuales terminaban asistiendo pocos votantes.

Para la próxima entrega de los Oscars se mantendrá el mismo proceso de nominación en ambas categorías, pero para determinar a los ganadores se permitirá votar a aquellos miembros de la Academia que demuestren haber visto todos los nominados ya sea en cine o en screeners, de esta manera permitiendo que muchos más miembros de la Academia puedan votar.

Mejor Maquillaje

La categoría de Mejor Maquillaje es una de las más nuevas de los Oscars: creado en 1981, este premio buscaba en un principio premiar al mejor maquillaje cinematográfico cada año. En 1993, el concepto fue ampliado para incluir el trabajo de los estilistas de cabello, y ese mismo año la rama de maquilladores de la Academia pasó a ser conocida como la rama de maquilladores y estilistas, aunque el nombre de la categoría permaneció siendo el de Mejor Maquillaje.  Aunque está establecido en el reglamento que el premio puede ser entregado también a estilitas, la mayoría de los votantes y el público desconocen esto y, salvo “The Young Victoria” en 2009, no se puede pensar en otra producción en donde el trabajo de los estilistas haya pesado más que el de los maquilladores a la hora de una nominación al Oscar. Con el fin de darle más reconocimiento a los estilitas de cabello y de hacer su trabajo más visible hacia el público la Academia decidió que de ahora en adelante esta categoría pasará a llamarse Mejor Maquillaje y Peinados.

Ver también: Superestrellas invisibles: Maquilladores y estilistas

En cuanto al proceso de votación, se mantendrá gran parte de lo que venía sucediendo en los últimos años. Un comité de la rama de maquilladores y estilitas determinará una lista de 7 películas finalistas entre las cuales la totalidad de los miembros de la rama elegirá a las 3 producciones nominadas. Hasta el año pasado, solo aquellos miembros que asistieran a una presentación especial en la que el equipo de maquilladores y estilistas de cada película explicaba en detalle su trabajo, podían votar para elegir a los nominados; a partir de este año, cualquier miembro de la rama que haya visto las 7 producciones finalistas podrá votar. De igual manera, el ganador será determinado por la totalidad de la Academia.

Mejor Dirección de Arte

Otra categoría que pasará a tener un nuevo nombre es la de Mejor Dirección de Arte. De ahora en adelante la rama de directores de arte que incluye a diseñadores de producción, decoradores de set y diseñadores de vestuario, será conocida como la rama de diseñadores, y el premio que entregan será al Mejor Diseño de Producción.

Ver también: Superestrellas invisibles: Diseñadores de producción

Este cambio obedece a eliminar una de las confusiones más comunes que ocurren, y es que a pesar de ser el premio a la mejor dirección de arte, los directores de arte de las películas siempre han sido excluidos de esta categoría. En la producción cinematográfica el diseñador de producción es el encargado de los aspectos visuales de un filme, especialmente del diseño y elaboración de los escenarios, pero sobre todo de la creación de ambientes y épocas. Por otro lado, el decorador de set es el encargado de la ambientación y decoración de los sets de cada película ya sea mediante el uso de objetos existentes o el diseño y creación de nuevos artefactos. En tercer lugar está el director de arte, quien tiene menor control creativo y simplemente se encarga de llevar a cabo la visión del diseñador de producción y el decorador de set. Desde su creación, el premio a Mejor Dirección de Arte ha sido compartido por el diseñador de producción y el decorador de set, por lo que siempre fue confuso que su nombre se refiriera a un aspecto de la producción que no era premiado.

En cuanto a los procesos de nominación y elección del ganador, la categoría de Mejor Diseño de Producción mantendrá los reglamentos ya establecidos. Los diseñadores de producción y decoradores de sets de la rama de diseñadores votarán por elegir a las 5 películas nominadas y  la totalidad de la Academia elegirá a la producción ganadora.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s