La Recta Final: Mezcla de Sonido

Las categorías de edición y mezcla de sonido son de las menos conocidas en los Oscars, pero reconocen un trabajo que es fundamental en cualquier película. La edición de sonido debería llamarse creación de sonido, pues consiste en el diseño y posicionamiento de distintos sonidos durante la película. Por su parte,  la  mezcla de sonido se encarga de tomar todos los sonidos existentes, los diálogos y la música y balancearlo en cada momento de modo que se escuche lo que se desea que se escuche.

Estos son los nominados este año a Mejor Mezcla de Sonido:

SNIPER

  • American Sniper
    John Reitz, Gregg Rudloff & Walt Martin

Esta es la sexta nominación para Reitz y Rudloff, ambos previos ganadores del Oscar, y la segunda para Walt Martin, quien falleció el año pasado. Reitz, encargado de mezclar el diálogo y la música y Rudloff, encargado de mezclar los efectos de sonido, trabajaron junto con Martin, sonidista en set, para llevar a la pantalla el universo de sonidos de “American Sniper”. El trío, que ya había sido nominado en conjunto en 2007 por “Flags of Our Fathers”, de Eastwood, decidió hacer un paisaje de sonidos minimalista, enfocándose en la claridad de los sonidos y en la separación clara en distintos parlantes entre distintos sonidos, pero sin llegar al punto de que el espectador se enfoque en pensar de dónde vienen los sonidos y no en la película. Igualmente, para dar emoción a las escenas de guerra, en vez de usar sonidos fuertes, confiaron en la dinámica entre sonidos suaves y fuertes, y la transición entre unos y otros, algo que es evidente en la primera escena de “Sniper”, cuando el francotirador está a punto de dispararle a un niño. Para añadirle realismo al filme, la música original no estuvo casi presente, lo cual acompaña al sentido de soledad, quietud y concentración que debe tener un francotirador para hacer bien su tarea.

birdman 3

  • Birdman
    Jon Taylor, Frank A. Montaño, Thomas Varga

Este año, Alejandro González Iñárritu, Wes Anderson, Richard Linklater y Alexandre Desplat no fueron los únicos en recibir más de una nominación. El dúo conformado por Jon Taylor (en la mezcla de diálogos) y Frank A. Montaño (en la mezcla de efectos) fue reconocido por dos proyectos muy distintos: “Birdman” y “Unbroken”. En “Birdman”, se unieron al mezclador de sonido de producción Thomas Varga, quien fue encargado de manejar la toma de sonidos en el set que Taylor y Montaño después mezclarían en post-producción. El reto principal de “Birdman” fue ser fieles a la visión de Iñárritu, para quien la música original, compuesta sólo por los sonidos de una batería, era fundamental para la narración. El objetivo fue integrar la batería con los diálogos sin que uno subyugara al otro. El segundo reto fue lograr que los sonidos siguieran a la cámara, que permanece en movimiento durante casi toda la película. Y el último reto fue lograr que la atmósfera en las escenas del teatro se sintiera distinta al resto de las escenas, pues la idea era lograr que el espectador sintiera que estaba allí adentro.

interstellar

  • Interstellar
    Gary Rizzo, Gregg Landaker & Mark Weingarten

Es poco común que se hable de la mezcla de sonido de una película si no es durante la temporada de premios. Pero eso fue precisamente lo que sucedió con “Interstellar” después de su estreno en EEUU, cuando muchos espectadores se quejaron de que los diálogos no se entendían debido al alto volumen de la música. En 2012, Christopher Nolan había tenido un problema similar con “The Dark Knight Rises”, cuando Tom Hardy fue obligado a grabar de nuevo todas sus líneas pues nadie le entendía durante los screenings de la película antes de su estreno. La controversia fue aplacada por un Nolan que indicó que la mezcla de sonido fue realizada así intencionalmente, pues en el espacio es difícil la comunicación, incluso entre los mismos astronautas. El reto de “Interstellar” fue crear sonidos en la nave espacial y dentro de los trajes de los astronautas y alternarnos con el silencio característico del espacio, tal como lo hizo “Gravity” el año pasado, lo cual le mereció este Oscar.

unbroken

  • Unbroken
    Jon Taylor, Frank A. Montaño & David Lee

Para “Unbroken”, el dúo de Taylor y Montaño se unió con el ganador del Oscar David Lee para hacer tres películas en una: una película de guerra, una película de agua, y una película en prisión, lo cual requirió la elaboración de tres paisajes auditivos distintos pero integrados. En las escenas de guerra, el objetivo fue hacer una escena inmersiva, con un sonido lo suficientemente fuerte y ruidoso para mantener al espectador alerta pero sin llegar a molestarlo: el objetivo era mantenerlo en el límite. Y, en medio de todo esto, no abandonar al protagonista, el alma de la película, y hacer claras todas sus líneas de diálogo. Fue importante también para estos sonidistas la implementación de sonidos que ocurren fuera de la pantalla pero que le dan vida a la escena. El problema con las escenas de mar, por su parte, fue que en la grabación original no se oían bien los diálogos debido al ruido de ambiente, así que fue necesario recrear todos los diálogos en distintos estudios.

Whiplash

  • Whiplash
    Craig Mann, Ben Wilkins & Thomas Curley

Esta es la primera nominación para Mann, Wilkins y Curley, en una categoría que, por lo general, no es muy receptiva hacia nuevas personas. Esto probablemente se debe a que los grandes estudios contratan un mismo grupo de sonidistas para todas sus películas, y son los grandes estudios los que generalmente logran un mayor número de nominaciones en las categorías técnicas. En “Whiplash”, como en “Birdman”, el reto fue darle protagonismo a los sonidos de la batería sin perder de vista a los personajes, y manejar el volumen para darle intensidad a la voz de J.K. Simmons y a la batería, que parecen en momentos estar en un duelo para ver quién grita más fuerte. Los mezcladores de sonido tuvieron la tarea de manejar la reverberación del sonido de la batería en espacios cerrados, de modo que se oyera natural en vez de tener sonidos limpios e irreales.

La gran historia este año para los técnicos de sonido es el éxito de la tecnología Dolby Atmos, lanzada en 2012 con “Brave”. Esta tecnología de sonido juega con hasta 64 parlantes en los teatros en los cuales los mezcladores de sonido pueden aislar distintos sonidos y manejar su ubicación e intensidad, haciendo la experiencia más inmersiva. Esta tecnología fue usada por “American Sniper”, “The Hobbit: The Battle of the Five Armies” y “Unbroken”, que obtuvieron en conjunto cinco nominaciones en ambas categorías. El resto de las películas nominadas usaron todas tecnología Dolby Surround, que es el estándar en la industria. Un dato muy apto para una ceremonia que se llevará a cabo en el teatro Dolby de Los Ángeles.

En esta categoría le suele ir bien a los musicales o películas con tema musical. “Les Misérables”, “Dreamgirls”, “Chicago” y “Ray” fueron todas vencedoras, y una de las dos nominaciones de “Inside Llewyn Davis” en esta categoría fue el año pasado. Por eso, muchos daban por sentado que “Into the Woods” entraría pero su lugar parece haberlo tomado una película sobre un baterista: “Whiplash”. “Whiplash” se llevó, de manera algo sorpresiva, el BAFTA al Mejor Sonido y su favoritismo probablemente llegue hasta los Oscars, donde encontrará una fuerte competencia en “American Sniper”.

“American Sniper” se ha convertido en la historia de éxito de la temporada en EEUU, y podría convertirse en la película más taquillera de 2014 en unas semanas. Que un drama de guerra del octagenario Clint Eastwood logre este éxito es una anomalía en sí, y la Academia podría verse inclinada a premiar a “Sniper” en alguna categoría técnica. La categoría donde “The Bourne Ultimatum” y “The Hurt Locker” vencieron parece ser la más apta para ello.

“Birdman”, por su parte, es favorita, junto con “Boyhood”, para llevarse el Oscar a Mejor Película y, si la Academia se siente generosa podría hacer un mini-barrido de premios incluyendo éste. La controversia del sonido de “Interstellar” probablemente casi le cuesta su nominación y la mantendrá lejos del Oscar, pero nunca hay que descartar del todo a las películas de Christopher Nolan. Y, por último, el bajo perfil de “Unbroken” indica que la nominación es suficiente premio.

Va a ganar: “Whiplash”

Puede ganar: “American Sniper”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s